He participado hoy en la cuarta edición del Congreso Ecommaster de ecommerce y marketing digital, que se celera en Alicante. Se trata de una de las principales citas relacionadas con el comercio electrónico que se celebran a nivel nacional, tanto por la calidad de los ponentes como por el volumen de públicos y empresas que participan.

La celebración de este congreso, que cumple ya su cuarta edición, responde a la necesidad de poner en común las experiencias de un sector que no para de crecer y presentar nuevos avances o propuestas. Según datos de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, en el último trimestre de 2015 el comercio electrónico aumentó su facturación en casi un 30 por ciento, respecto al mismo periodo del año anterior. Esto supone un volumen de 5.300 millones de euros.

Los sectores que registraron mayores ingresos fueron las agencias de viaje y los operadores turísticos, seguidos del transporte aéreo, las prendas de vestir, el marketing directo, el transporte terrestre de viajeros y los espectáculos artísticos, deportivos y creativos. Entre los meses de julio y septiembre de 2015 hubo 74 millones de transacciones en el ámbito del ecommerce, un 27% más que en el mismo periodo del año anterior.

Estas cifras demuestran el crecimiento imparable de un sector que necesita profesionales formados que estén a la altura y den respuestas rápidas y eficaces a las nuevas necesidades. Por este motivo, este congreso tiene como objetivo presentar ante estos profesionales novedades, trucos, estrategias y experiencias para hacer los negocios en la red más competitivos